96 548 50 00      Plaza de España, 1 ayuntamiento@albatera.org

Rosa Guillén y Rosa Molina asistieron ayer a la inauguración de las obras de construcción del embalse de la S.A.T. “Virgen del Rosario” de Albatera ubicada en el paraje de La Algüeda. Asistieron distintas autoridades locales, comarcales y provinciales, además de representantes de la Confederación Hidrográfica, asociaciones y socios.

Rosa Guillén resaltó “el gran esfuerzo que realizan los agricultores de Albatera para que sus cultivos sean regados con el mínimo gasto de agua posible”. Reconoció el esfuerzo de los socios y su lucha por conseguir esta balsa. Además “sabéis que podéis contar con el ayuntamiento de Albatera para lo que necesitéis, esperamos que sean más entidades las que se sumen a apoyar este proyecto y deseamos y esperamos que sirva para que medioambientalmente se pueda dejar de explotar el acuífero y podamos conseguir agua a un precio más asequible y podáis continuar con la labor que hacéis y dando puestos de trabajo en nuestro municipio”.

El presidente de la SAT, Juan Fabián García, comentó a las autoridades que tras los años difíciles para la agricultura en la que no recibían ayudas, los socios de la S.A.T. tuvieron que asumir el reto de la construcción de la balsa e hipotecarse, por eso pidió ayuda a la administración para sufragar los costes de las obras.

El técnico del proyecto, comentó que la balsa “tiene aproximadamente unas dimensiones de 5 hectáreas, tendrá un dique de 31 metros de altura, tendrá una capacidad de unas 3.500 horas de agua, tiene 20 metros de profundidad, está hecha con una lámina impermeabilizante y la galería está protegida con una impermeabilización. Está dotada de todos los elementos de seguridad para que sea lo más segura posible. Esta balsa es para toda la zona regable de Los Suizos que abarca 910 hectáreas y va a servir para no tener que explotar el acuífero una vez esté operativo el trasvase Júcar-Vinalopó”.

También destacó que “esta balsa tiene dos componentes, el primero disponer de agua y no depender de las bombas para poder regar en verano y el segundo componente es medioambiental que es no explotar el acuífero.

El director general de agricultura, ganadería y pesca, Rogelio Llanes, en representación de Consellería, quiso destacar que “nosotros por la parte de la administración lo único que podemos hacer es estar a vuestro lado en  todas aquellas reivindicaciones que se están llevando a cabo para traer agua a la Vega Baja y para que toda la economía que depende del regadío alicantino no se eche a perder”. Rogelio Llanes informó que está en ejecución ya por fin el tramo 7 del trasvase Júcar-Vinalopó que finalizará con la margen derecha. En los regadíos tradicionales “estamos trabajando en otras modernizaciones vitales para aprovechar el agua tan escasa. A ver si podemos poner en marcha un futuro que no esté tan pendiente del tiempo”.

Share This